INTERNACIONALES |

El Emperador reza por su gente

Akihito está preocupado por la crisis nuclear.

El emperador de Japón Akihito se declaró el miércoles "profundamente preocupado" por la situación "imprevisible" en la central nuclear de Fukushima y afirmó que reza "por la seguridad" de sus compatriotas, en un discurso pronunciado en directo por televisión.

Cinco días después del sismo y el tsunami que devastaron el nordeste de Japón, el emperador, de 77 años, reconoció que "el número de muertos aumenta día a día" y admitió desconocer "cuánta gente ha sido víctima" de la catástrofe.

"Rezo por la seguridad de la mayor cantidad de gente posible", agregó el emperador, cuyos mensajes a la población son contados. Deploró una la situación "impredecible" en la planta nuclear de Fukushima 1, que sufrió varias explosiones después de la catástrofe natural.

Tokio, Japón, AFP/NA.

Dejá tu comentario