INTERNACIONALES |

Ya son más de 70 los muertos por la represión en Siria

Manifestantes reclaman el fin del régimen de Asad.

Las fuerzas de seguridad sirias mataron el viernes a más de 70 personas al disparar contra manifestaciones hostiles al régimen en varias ciudades de Siria, en una de las jornadas más sangrientas desde el comienzo del movimiento de revuelta, según testigos y militantes.

Además, varias decenas de personas resultaron heridas en estas manifestaciones que reunieron a decenas de miles en todo el país.

El levantamiento el jueves, por parte del presidente Bashar al Asad, del estado de emergencia, vigente desde 1963, no impidió una fuerte movilización: decenas de miles de manifestantes en Homs, 10.000 en Deraa, al menos 5.000 en Qamishli (noreste) y miles en Duma, cerca de Damasco, según esos testigos.

Se trata de las manifestaciones más importantes desde el inicio el 15 de marzo del movimiento de contestación sin precedentes contra el régimen de Bashar el Asad, que llegó al poder en el año 2000 tras la muerte de su padre, Hefez el Asad.

La Casa Blanca pidió el viernes poner fin a la violencia en Siria, manifestándose "muy preocupada" por la situación en el país. "Deploramos el uso de la violencia" señaló el portavoz de la Casa Blanca, Jay Carney, quien reclamó también al gobierno sirio que cumpla sus "promesas" de reformas.

El gobierno británico y el presidente del parlamento europeo, Jerzy Buzek. coincidieron al calificar de "inaceptables" las muertes de manifestantes.

Francia exigió a las autoridades sirias "renunciar al uso de la violencia contra sus ciudadanos", llevar cabo el programa de reformas y a liberar "a todos los prisioneros de opinión y de todas las personas detenidas" por haber participado en las manifestaciones antigubernamentales.

Damasco (AFP-NA)

Dejá tu comentario